2

Té Mu, el espíritu de la Nada

El té MU es ciertamente único, tanto en su composición como en su sabor, pero en realidad el «té» MU no es un té. Se compone de muchos tipos de hierbas que se convierten en más efectivas cuando se combinan con otras, y esta combinación produce una cierta esencia, la cual no existe por si misma en ninguno de sus componentes aislados.

Te Mu o el espíritu de la nada

La palabra MU tiene varios significados: puede significar «nada» o también «único», pero su denominación proviene de la frase «mu cha kui cha». Mu cha significa «confusión, desorden, teorías desordenadas, Principio Único». Kui significa «nueve». Georges Ohsawa, el fundador y divulgardor de la Macrobiótica, dedicó buena parte de su vida a estudiar y clasificar textos antiguos de Medicina Oriental, incluyendo los clásicos de medicina herbaria de china. Como resultado de su trabajo y gracias a sus conocimientos del yin/yang produjo esta original bebida herbaria, originalmente basada en un remedio herbario tradicional llamado Chujo-to, «bebida caliente», inventada hace 300 años por la Medicina Oriental y que se usaba para fortalecer los órganos reproductores femeninos y era muy popular como el «té de la mujer». Ohsawa lo modificó ligeramente para que fuera apto para todo el mundo y lo llamó té MU.

Esencialmente, se trata de una combinación de 16 plantas y hiervas silvestres: Podemos encontrar piel de naranja, regaliz (Glycyrrhiza), jengibre, hueso de albaricoque, canela, Poria sclerotium (Hoelen), Atractylis, raíz de peonía herbácea, Coptis chinensis, clavo, Panax ginseng, raíz de perejil japonés, raíz de angélica, Cyperus, Rehmannia (Shengdihuang) y moutan (Cortex moutan radicis). Aunque la bebida es una combinación de elementos yin y yang, en su totalidad es una composión yang. También puede conseguirse un té MU menos yang conteniendo sólo nueve de estas plantas y que es más o menos similar a la bebida original. Contiene también Ginseng, una raíz muy fuerte que en macrobiótica no se acostumbra a utilizar. El Ginseng es una de las raíces más reputadas y preciosas en China; sin embargo, dentro de la combinación que ofrece el té MU, se convierte en más fuerte que el propio Ginseng aisladamente. Aún así y gracias a la teoría yin/yang, el té MU sigue teniendo un exquisito equlibrio entre estas dos fuerzas.

George Ohsawa te mu

Ambas combinaciones, tanto la de 9 como la de 16 hierbas, son muy efectivas para personas de constitución Yin y mujeres muy friolentas. También se lo emplea para:

  • combatir eczemas y otras patologías de la piel.
  • contrarrestar el efecto de drogas y medicamentos
  • vigorizar y tonificar todo el cuerpo, especialmente la sangre, la digestión, los riñones y los órganos sexuales.
  • desórdenes óseos y articulares.
  • problemas renales.
  • cansancio.
  • tos con expectoración húmeda y mucosa, y problemas respiratorios en general.
  • problemas en el sistema digestivo, como debilidad estomacal e hinchazón intestinal.
  • problemas en el sistema reproductivo (calambres menstruales o irregularidades menstruales). Para la vitalidad sexual.
  • Yin sanpaku (el blanco de los ojos mostrándose bajo el iris).

Preparación y uso:

Para personas saludables: hervir el contenido de una bolsita (se puede abrir) durante 10 min. en 3 tazas de agua. Este té es bueno para aliviar el cansancio, para yanguizarse y para perder peso.

Para enfermos: hervir el contenido de un una bolsita en 3 tazas de agua durante 30 min. (hervir 5 y luego 25 al mínimo). Debe quedar 1 ½ taza de té. La cantidad es para una persona por día. El té puede recalentarse. Las personas yin pueden tomar este té todos los días durante 1-2 semanas.


El Espíritu de la Nada (Mu): La nada es el concepto central en el entrenamiento espiritual del Zen y de otras filosofías orientales. El estado de la Nada es el de adaptarnos libremente a las constantes cambiantes circunstancias de la vida reconociendo que somos ignorantes, que todo lo que hagamos es en vano. La total entrega del ego es igual a la aceptación total de lo que nos rodea y que se extiende hasta el Orden del Universo. Vivir con el espíritu de la Nada es vivir con la forma de vida del Orden del Universo.

2

Azukis

La azuki es un ingrediente específico, es decir, se utiliza específicamente para sanar algunos desequilibrios de nuestro cuerpo.

Junto con los cereales y las verduras, las legumbres en general han constituido la base de la alimentación de la mayor parte de las culturas. Mezcladas con los cereales, las legumbres nos proporcionan proteínas de calidad, comparables a las del pescado o la carne, y que se digieren mucho mejor que éstas. Por eso se dice que las legumbres son la carne saludable de los pobres.

azukis

Pequeña, roja y muy dura, es la legumbre preferida por los macrobióticos por sus excelentes propiedades. Es muy energética, el azuki tiene menor contenido de grasa y aceite que las demás leguminosas, y es considerado un grano importante en Extremo Oriente. En ocasiones especiales se suelen cocinar junto con el arroz, aunque también se consumen frecuentemente solos o incluso en postres.

Es la más yang de todas las legumbres y casi la única con efecto alcalinizante. No hay que confundirlo con la soja roja, de origen chino, más pequeña, de peor calidad y que no tiene las propiedades medicinales y curativas que atesora el azuki. En tratamientos que precisan de un elevado aporte de energía yang, las azukis deben estar entre los alimentos de base.

Hoy en día, la azuki se cultivan en casi todo el mundo. Como la lenteja y otras legumbres, el azuki no precisa remojo, pero es que además, al ser un ingredinete específico dentro de la macrobiótica, esto haría que el azuki perdiera o se dispersara su energía, por lo que no se recomienda hacerlo si se quiere conservar sus propiedades medicinales. Se han constatado recuperaciones de personas con problemas de riñón comiendo arroz con azukis durante largos periodos de tiempo, masticando mucho: reducción de tumores, quistes, riñones cansados, etc., ya que tiene un efectos muy tonificante y yanguizante sobre el riñón, las vías urinarias y también el corazón, reduciendo las hinchazones. Es tamibén un buen diurético y desintoxicante de la sangre, además de secante.

azukis

Destaco en particular las propiedades terapéuticas de la alubia azuki, una alubia roja y pequeña, originaria de Oriente, pero que se cultiva en toda Europa. Es excelente para mejorar las funciones renales y para regular el periodo mentrual. Se usa terapéuticamente para tratar el lumbago, la cistitis, los problemas de próstata, la leucorrea, la ictericia, las diarreas, los edemas y los forúnculos y para promover la pérdida de peso.

Se han de cocinar por tanto sin el remojo previo y sin algas, solo con el doble de agua. Basta consumir pequeñas cantidades, como un par de cucharadas dos o tres veces a la semana, o todos los días si hace falta con algún problema específico.

 

0

Gomashio

El gomashio es un ingrediente específico, es decir, se utiliza específicamente para sanar algunos desequilibrios de nuestro cuerpo.

El Gomashio es un tostado de semillas de sésamo y sal de mar, un condimento indispensable en el régimen macrobiótico ya que posibilita el uso debido de la sal sin provocar sed. Tiene un sabor entre salado y amargo, equilibrando así el dulzor natural del arroz integral y otros cereales y verduras. Es mejor tostar el sésamo porque el aceite crudo no es fácil de digerir, pero no debe tostarse de más. El sésamo negro tiene un gusto más fuerte y más a nuez que el sésamos blanco, pero ámbas variedades son adecuadas para uso regular. Debe evitarse el sésamo quimicalizado y refinado.

Gomashio

Se puede comprar ya hecho en tiendas especializadas, pero es preferible elaborarlo de forma casera, su energía siempre será diferente. La proporción de sésamo y sal marina debe ser de 7 a 1: si utilizamos cucharas, deberán ser 7 cucharadas colmadas de sésamo por 1 cucharada muy rasa de sal. Se debe tostar el sésamo en esta proporción en una sartén removiéndolo constantemente con una espátula de madera, hasta que cambie de color pero sin quemarlo. Se sabe cuándo está a punto cuando se deshace entre los dedos. Después se tuesta la sal marina en la misma sartén.

Cuando el sésamo esté frío, se machaca en un mortero de cerámica estriado llamado Suribachi, gracias a la cual la semilla no queda aplastada y permite así extraer el aceite y que éste cubra la semilla. Cuando se haya machacado un 40%, se agrega la sal tostada y se machaca el resto, pudiendo quedar la mitad de todo el gomashio como un polvo fino y algunos granos enteros. Debe machacarse lentemente y en forma ciruclar, aprentando las semillas sobre las estrías y hasta que cada una esté medio partida y que cada semilla esté revestida con sal.

El gomashio debe ser conservado en una pequeña botella, herméticamente cerrada. Es un excelente complemento de los granos y las legumbres, pudiendo ser usado para condimentar el arroz, el trigo sarraceno y cualquier otro cereal. También se puede utilizar como medicamento en la dosis de una cucharada. Además, el gomashio alcaliniza la sangre, neutraliza la condición yin, tonifica el sistema digestivo y el sistema nervioso. Quita los dolores de cabeza (delanteros, yin), las náusesa y es muy bueno cuando hay cansancio.

0

El kuzu

El kuzu es un ingrediente específico, es decir, se utiliza específicamente para sanar algunos desequilibrios de nuestro cuerpo.

El kuzu es el extrato de la raíz de la planta Pueraria Lobata o Pueraria hirsuta, originaria de China y Japón. Esta raíz se ha empleado tradicionalmente en estas culturas con fines medicinales, donde se la considera una de las 50 plantas fundamentales y se utiliza para tratar múltiples afecciones, desde problemas gástricos, fiebre, fatiga y debilidad general hasta problemas cardiácos.

La preparación del kuzu actual no ha sufrido casi variación desde hace siglos. Esto es destacable ya que en occidente la mayoría de plantas medicinales o alimentarias han sufrido alteraciones en su composición bien por los métodos agrícolas, bien por la manipulación genética, muchas veces en detrimento de sus propiedades medicinales o nutritivas.

el kuzu

Las raíces, que pueden alcanzar hasta dos metros de longitud hundidas en la tierra, se recogen en invierno. La elaboración del kuzu consiste en moles las raíces, lavándolas posterirmente con agua fría varias veces para limpiarlas de impurezas hasta que el agua sale transparente. Por último, el kuzu se seca totalmente, dejándolo reposar un mes y medio. Este proceso requiere varios meses y es totalmente artesanal. Como el proceso de obtención del kuzu es muy laborioso es uno de los alimentos más falsificados y adulterados, hoy se comercializan mezclas que llevan un 10% de kuzu y el resto almidón de patata y también un almidón el arrurruz al que en algunos lugares se le llama kuzu, que tiene propiedades espesantes como cualquier almidón, pero no tiene efectos medicinales.

En la medicina tradicional china el kuzu se asocia con los meridianos del bazo y estómago. Se ha utilizado tradicionalmente para favorecer la transpiración y aliviar la fiebre cuando se está constipado o con gripe. El kuzu extrae el exceso de agua de los intestinos y los lubrifica;  se utiliza para reducir la fiebre, para controlar las diarreas, reconstruir la flora y para disminuir la presión arterial. De esta manera, está especialmente indicado para el estreñimiento del intestino dilatado a causa del exceso de fruta, azúcar, café y bebidas artificiales. También es considerado un buen tratamiento de la diabetes, ya que ayuda a controlar y disminuir los niveles de azúcar en sangre. Tiene efectos vasodilatadores, sobre todo a nivel coronario (corazón) y cerebral, es decir, aumenta el caudal de sangre ya que dilata los capilares, por lo que alivia los dolores de cabeza, previene cardiopatías y la hipertensión arterial.

el kuzu

Ayuda tambiénen las funciones hepáticas, por lo que tiene efectos beneficiosos en tratamientos o dietas desintoxicantes, por ejemplo después de un tratamiento farmacológico. Según un estudio de los Proceeds of the National Academy of Science publicado en 1993, el extracto de kuzu es una alternativa natural en el tratamiento de la adicción al alcohol y al tabaco, frenando el consumo de ambos.

En Japón, el kuzu también se utiliza como relajante muscular y estimulante de la circulación sanguínea, aliviando la tensión muscular. Como este condimento también contiene isoflavonoides, ayuda en problemas relacionados con los vasos sanguíneos cerebrales como el dolor de cabeza, el zumbido en los oídos, cansancio ocular, irritación, insomnio, etc. Además, su consumo favorece la estabilización del sistema nervioso vegetativo. El kuzu es también eficaz para disminuir las convulsiones y los espasmos de los niños y la rigidez en los ancianos, ya que relaja el sistema nervioso parasimpático.

En otro aspecto, el kuzu es una sustancia yang, y nos ayuda a poner los pies en  la tierra, a tener más capacidad de decisión, favorece la acción cuando nos bloquea el exceso de reflexión, favorece el equilibrio entre pensar y actuar; en una palabra nos aporta cohesión interna.

El kuzu se prepara diluyendo una o dos cucharaditas en un vaso de agua fría y luego hirviéndolo durante unos cinco minutos, hasta que adquiere una consistencia gelatinosa, incolora o rosada y casi transparente. Se puede aliñar con tamari o shoyu. Sin embargo, la mejor manera de tomarlo es sin duda como brebaje junto con el té kukicha y el umeboshi, que es la manera de conseguir una sinergia positiva potenciando el efecto de los tres ingredientes. En la cocina se usa como espesante natural debido a su sabor insípido. Así, se puede diluir igualmente en agua fría y añadirlo durante los últimos minutos de cocción de sopas, verduras, potajes, tartas de verduras o de pasteles. A continuación  removemos constantemente hasta el punto de ebullición donde comienza a espesar. No tiene gluten, por lo que está indicado para celiacos.

0

La ciruela umeboshi

La ciruelaumeboshi es un ingrediente específico, es decir, se utiliza específicamente para sanar algunos desequilibrios de nuestro cuerpo.

La ciruela Umeboshi es un ingrediente tradicional japonés. Significa ciruela hidratada. Se trata de un encurtido de una especie de albaricoque oriunda de las regiones más frías de Japón. Allí florece a principios de primavera ofreciendo hermosas flores de pétalos blancos. Se cosecha a principios de verano antes de madurar completamente. La fruta es muy acidificante y produce enfermedad si se la come cruda. Sin embargo, fermentada en sal marina durante más de un año, la umeboshi se transforma en una medicina muy fuerte llena de encimas y bacterias. Tiene un gusto penetrante que se combina exquisitamente con un sabor amargo y salado a la vez.

Ciruela umeboshi

En Japón existe un dicho: “Come una umeboshi antes de viajar y no tendrás problemas”. La umeboshi es ideal para viajes y se recomienda llevar un pequeño frasco con umeboshi en los desplazamientos. Una sola puede neutralizar usualmente una molestia estomacal, náuseas, mareos, o ayudará a desintoxicar los efectos de alimentos inadecuados. Pero no solo eso: la umeboshi ayuda a desintoxicar los intestinos y el hígado. Es muy útil para combatir la halitosis. Es altamente alcalinizante y ayuda a combatir los estados anémicos y la deficiencia de calcio. También da fuerza al estómago, por ejemplo, tras el excesivo consumo de dulces y helados, y combate la disentería y la diarrea en general. Al ser rica en sales minerales es una buena conductora de la energía, pues cuantas más sales absorbe el flujo sanguíneo mayor es también el flujo de qi. La ciruela umeboshi sacia y da virgo. Es también un excelente antídoto contra el alcohol si la tomamos antes de beberlo.

El Umeboshi contiene dos veces más proteínas, minerales y grasas que otras frutas. El calcio, hierro y fósforo son especialmente abundantes.Este tiene un sabor muy ácido y salado. El Ume es también mucho más rico en ácidos orgánicos que cualqier otra fruta (especialmente ácidos cítricos y fosfórico). Estos acidos no se descomponen en el proceso de la fermentación. Por su alto contenido en sal, el umeboshi se puede conservar por mucho tiempo.

Ciruela umeboshi

La umeboshi se suele preparar junto con el té kukicha y el kuzu como bebida medicinal. Se trata de una receta muy sencilla y altamente reparadora para cualquier tipo de molestia estomacal, o para momentos de debilidad, e incluso como remedio para resfriados, gripe, tos o estreñimiento (ver receta aquí). Este preparado también se puede servir frío en verano para calmar la sed y enfriar el cuerpo, mucho mejor que cualquier refresco o bebida helada.

También es muy bueno para las embarazadas. Durante el embarazo la sangre tiene la tendencia de ser más ácida. Siguiendo sus antojos la mujer embarazada intuitívamente intenta alcalinizar su sangre. Sin embargo si se alimenta de productos que producen acidez tales como el pan blanco, azúcar, carnes etc, su sangre permanecerá ácida, y empezará a experimentar náusea y vómitos. El vómito en las mañanas a menudo se considera como un síntoma obligatorio o normal del embarazo. No lo és, y es incluso dañino. Significa que la sangre de la mujer embarazada está continuamente ácida, y esto afectará varios de sus organos y estructuras, tales como el higado, huesos y dientes, y finalmente la producirá cansancio. Una buena manera de prevenir los mareos matinales es tomar una ciruela de umeboshi en cada comida, y equilibrar la dieta diaria.

También se uso la umeboshi de forma habitual en la cocina. Puede sustituir a la sal, miso y shoyu en muchas recetas. La umeboshi es excelente con arroz integral y otros cereales. Una receta muy tradicional es la de realizar bolas de arroz integral recubiertas con alga nori y con una ciruela de umeboshi o pulpa en su interior (ver receta aquí). También se puede añadir al arroz blando u otras cremas de cereales. Como adelrezo, la umeboshi en pure o el vinagre de umeboshi son excelentes sobre pastas, cereales y verduras dándoles un suave sabor amargo. En el Japón moderno, las umeboshi que se venden en los comercios son añejadas artificialmente y coloreadas con ingredientes inferiores, por lo que no es recomendable su uso.