Azukis

La azuki es un ingrediente específico, es decir, se utiliza específicamente para sanar algunos desequilibrios de nuestro cuerpo.

Junto con los cereales y las verduras, las legumbres en general han constituido la base de la alimentación de la mayor parte de las culturas. Mezcladas con los cereales, las legumbres nos proporcionan proteínas de calidad, comparables a las del pescado o la carne, y que se digieren mucho mejor que éstas. Por eso se dice que las legumbres son la carne saludable de los pobres.

azukis

Pequeña, roja y muy dura, es la legumbre preferida por los macrobióticos por sus excelentes propiedades. Es muy energética, el azuki tiene menor contenido de grasa y aceite que las demás leguminosas, y es considerado un grano importante en Extremo Oriente. En ocasiones especiales se suelen cocinar junto con el arroz, aunque también se consumen frecuentemente solos o incluso en postres.

Es la más yang de todas las legumbres y casi la única con efecto alcalinizante. No hay que confundirlo con la soja roja, de origen chino, más pequeña, de peor calidad y que no tiene las propiedades medicinales y curativas que atesora el azuki. En tratamientos que precisan de un elevado aporte de energía yang, las azukis deben estar entre los alimentos de base.

Hoy en día, la azuki se cultivan en casi todo el mundo. Como la lenteja y otras legumbres, el azuki no precisa remojo, pero es que además, al ser un ingredinete específico dentro de la macrobiótica, esto haría que el azuki perdiera o se dispersara su energía, por lo que no se recomienda hacerlo si se quiere conservar sus propiedades medicinales. Se han constatado recuperaciones de personas con problemas de riñón comiendo arroz con azukis durante largos periodos de tiempo, masticando mucho: reducción de tumores, quistes, riñones cansados, etc., ya que tiene un efectos muy tonificante y yanguizante sobre el riñón, las vías urinarias y también el corazón, reduciendo las hinchazones. Es tamibén un buen diurético y desintoxicante de la sangre, además de secante.

azukis

Destaco en particular las propiedades terapéuticas de la alubia azuki, una alubia roja y pequeña, originaria de Oriente, pero que se cultiva en toda Europa. Es excelente para mejorar las funciones renales y para regular el periodo mentrual. Se usa terapéuticamente para tratar el lumbago, la cistitis, los problemas de próstata, la leucorrea, la ictericia, las diarreas, los edemas y los forúnculos y para promover la pérdida de peso.

Se han de cocinar por tanto sin el remojo previo y sin algas, solo con el doble de agua. Basta consumir pequeñas cantidades, como un par de cucharadas dos o tres veces a la semana, o todos los días si hace falta con algún problema específico.

 

Comentarios
2 comentarios a “Azukis”
  1. Vanessa dice:

    Sin remojar con kombu entonces? vaya¡
    por todas partes pone lo contrario. Lo probaré así a ver que tal

    • Bio Miso dice:

      La forma correcta de cocinar las azukis es sin previo remojo y sin alga kombu, ya que de esta manera la azuki conserva toda su energía regeneradora. Para llevar una alimentación macrobiótica hay que conocer el yin y el yang, entonces conoceríamos que la azuki es un específico muy potente, es decir, que se trata de una legumbre medicinal, y que para que funcione de esta forma debe conservar toda su energía: si la yingizamos la perderá, se disipará.

Deja un comentario